Guadalajara “La cuna del Mariachi”


 

El mariachi es un género de música tradicional originalmente del occidente y norte de México y difundido ampliamente en el mundo para muchos mexicanos. En el actual México el proceso de conformación de las diversas manifestaciones del son, incluido el que influiría al mariachi contemporáneo, tiene al menos tres siglos de desarrollo, y se remonta a la Nueva España.Existen diversas manifestaciones regionales del son con su propio discurso musical, dotación instrumental, forma de cantar, bailar y literatura asociada a ellos. En dicho proceso -como en todos los de la Nueva España- se verían imbricadas influencias occidentales importadas de Europa, de los pueblos africanos y los indígenas. En la segunda mitad del siglo XVIII el término ya aparece citado como tal, y su diversificación y expansión regional hacia mediados del siglo XIX es posible gracias al proceso de secularización nacional que permitió el desarrollo de la música fuera del ámbito religioso.

Trumpet player in Mariachi band
Trumpet player in Mariachi band

 

El mariachi se desarrolló desde el siglo XVI en una macrorregión que abarca los estados mexicanos de “Nayarit, Jalisco, Colima, Michoacán, una porción de Zacatecas, Aguascalientes y parte de Guanajuato, Sinaloa y Guerrero”,con una gran variedad de estilos y variantes – se remonta a 1852 cuando el sacerdote Cosme de Santa Anna, párroco de Rosamorada, hoy Nayarit, dirigió una carta al obispo Diego Aranda y Carpinteiro, en la que describía el comportamiento de una parte de la feligresía del lugar.

348375_mariachi

Hacia la década de los veinte la presencia de grupos de música tradicional de distintos puntos de México incluido el mariachi.Para entonces la dotación instrumental es, en esencia, de violines, guitarras, y dos instrumentos particulares: la vihuela, más aguda que la guitarra, y el otro más grave, el guitarrón, además del arpa y algún instrumento percusivo como un tambor.Dos son los grupos que incrementan su popularidad en el gusto de la capital mexicana: el mariachi del coculense Concepción “Concho” Andrade y el de su compadre Cirilo Marmolejo. Ambas agrupaciones participan tanto de presentaciones en eventos privados para políticos, como de presentaciones más populares.1 Hacia 1925 el empresario Juan Indalecio Hernández Ibarra abrió el Salón Tenampa, ubicado en la Plaza Garibaldi del Centro Histórico de la capital, invitando al mariachi de Concho Andrade a presentarse con regularidad en su restaurante respetando su estilo original, dado que el concepto del naciente lugar era de gastronomía de Jalisco.En esta época y Marmolejo deciden avecindarse en la Ciudad de México.Muchos músicos originales de mariachi provenientes de los estados de Aguascalientes, Jalisco, Nayarit, Colima, Guerrero y Michoacán, dado el éxito creciente del género en la capital, inmigran a la misma en búsqueda de trabajo. Andrade y Marmolejo alternan dentro y fuera del Tenampa,  tocando para los viandantes de la Plaza Garibaldi. Esta práctica a la postre propiciaría a que músicos de este género y otros se apropiaran de ella como espacio de trabajo. Con esta costumbre y con el fin de satisfacer a sus clientes, Andrade y Marmolejo inician la transición hacia un mariachi más urbano, el cual por su dotación instrumental permitía la interpretación de un mayor número de canciones de géneros distintos, pero reinterpretados por los conjuntos de mariachi.

Pero es curioso que algo tan mexicano como el mariachi tenga un nombre que no proviene de una lengua indígena, ni del español antiguo, sino del francés. La teoría más conocida nos dice que proviene de la palabra francesa marriage, «boda» o «matrimonio», y que con el tiempo se transformó en la palabra mariachi que hoy conocemos. Y es que en la época de la intervención francesa, los soldados franceses comenzaron a referirse como marriage —matrimonio en francés— no únicamente a las bodas que presenciaban en tierras mexicanas, sino a la música que se tocaba en ellas.

Pero muchos estudiosos mexicanos rechazan esta teoría argumentando que es raro que antes de la llegada de los franceses no existiera otra palabra que identificara a este tipo de grupos musicales. Sobre todo porque los primeros conjuntos musicales —antecesores de estos festivos mariachis— datan de la época de la Colonia y son oriundos de Cocula, Jalisco. 

Se dice que, cuando llegaron los frailes españoles a Cocula, se dieron cuenta de la facilidad de los lugareños —conocidos como indios cocas— para reproducir sonidos armónicos y, al correr el tiempo y ser totalmente conquistados por los españoles, éstos transformaron sus propios ritmos autóctonos y adoptaron instrumentos españoles como el violín y la guitarra y luego el guitarrón y la vihuela, instrumentos sin los cuales el mariachi que hoy escuchamos carecería de su sonido característico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *